Qué es la energía solar y cómo funciona

Qué es la energía solar y cómo funciona

Publicado : 13/02/2020 - Categorías : General

Desgranamos la energía solar para comprenderla, gracias a este artículo en el que repasamos su principal definición, cómo se genera y todo aquello que la caracteriza. También comentaremos su utilidad en nuestra sociedad y las principales ventajas respecto a otras fuentes de energía.

Las energías renovables llegan para asentarse, con fuentes de energía prácticamente infinitas que contrarrestan los males de las fuentes de energías utilizadas hasta el día de hoy; contaminación mediante emisión de gases, que provocan el efecto invernadero y el cambio climático y un coste que varía dependiendo de la demanda y de la cantidad de combustible fósil que se posee.

 

¿Qué es la energía solar?

Definición

La energía solar es, ante todo, una energía puramente renovable que se genera aprovechando la existencia del sol y su poder calorífico y de transmisión de energía. La luz solar y su radiación siempre han acompañado a la humanidad a lo largo de la Historia, siendo aprovechada para todo tipo de tareas que han permitido la existencia de un desarrollo y de una cierta calidad de vida.

En este caso, la luz del sol puede ser aprovechada por completo, mediante colectores solares y placas, ya sea a nivel individual o en conjunto; central solar termoeléctrica, por ejemplo. En todo caso el procedimiento consiste en aprovechar la energía solar para convertirla en energía eléctrica. Esto se vincula directamente con la llamada arquitectura bioclimática, que consiste en el estudio de la orientación y la selección de herramientas y materiales con el fin de aprovechar la energía renovable; es el diseño de edificios con la premisa de aprovechar los recursos disponibles (sol o viento, por ejemplo) para reducir el consumo de energía eléctrica de compañías y apostar por la energía que se autogenera.

Ventajas de la energía solar

La apuesta por una energía como la solar incide directamente en nuestro futuro, ya que el desarrollo de tecnologías limpias e inagotables, como es el caso del sol, suponen un beneficio a largo plazo y aumentan la seguridad energética de prácticamente todos los países del mundo; una ventaja que es global. El modo en el que se obtiene la energía solar, actualmente, es la fotovoltaica; existen otros métodos pero esta fuente de energía se estabiliza como la más eficiente y podría llegar a suministrar electricidad a toda la población del planeta, especialmente ante la falta de otros recursos, que se agotan.

Se tiene la estimación de que el sol aún no ha alcanzado la mitad de su propia existencia, por lo que se la considera una fuente de energía inagotable y extremadamente potente; el dato que lo secunda es que el sol produce cada día sobre nuestro planeta tal cantidad de energía que es capaz de multiplicar por diez mil la cantidad de energía que consumimos los humanos en ese mismo espacio de tiempo.

¿Cómo es la energía solar?

Características

La energía que desprende el sol llega a nuestro planeta mediante radiación, por lo que la energía solar se puede aprovechar por conversión; fotovoltaica, la más extendida, o térmica. En todo caso, la que genera energía eléctrica es la fotovoltaica, mediante la instalación de placas solares que se exponen al sol y, mediante células fotovoltaicas, son capaces de convertir la energía en electricidad.

A su vez, la electricidad puede ser de utilidad para un hogar, siempre dependiendo de las capacidades de las placas solares y de la capacidad de almacenamiento que se tenga; los dos pilares de la energía solar. De todos modos, el sol es universal, por lo que se dispone de energía de un modo fácil, especialmente en todas aquellas zonas que disfrutan del sol a lo largo de todo el día.

Cómo se genera la energía solar

Para poder nutrirse de la energía solar se necesita, ante todo, un espacio en el que instalar las placas solares; en algunos países de Europa es habitual hacerlo en tejados o explanadas que no se ven alteradas por elementos (sombra). A su vez, la fuente de luz solar debe estar disponible y para ello hay que tener el cuenta el horario y también la orientación; lo ideal es que la placa solar esté en la posición donde se acumula mayor energía. Es por ello que los paneles o placas deben tener inclinaciones óptimas, algo que se debe estudiar previamente.

Los sistemas fotovoltaicos, por su parte, son todo el conjunto de equipos que sirven para acumular energía del sol y transformarla en electricidad. Dependen por completo de la capacidad de las células fotovoltaicas y la energía puede ser transformada en energía eléctrica de corriente alterna si se utiliza un inversor. En todo caso existe el panel, que recopila la energía, un regulador que la distribuye para el consumo mediante un inversor y un sistema de acumulación de energía; formado por una o varias baterías. El inversor tiene el objetivo de acondicionar la energía para su consumo y, el principal problema existente en la actualidad es la acumulación, ya que las baterías no tienen una gran capacidad; en este sentido se especula acerca de la llegada de super-baterias para domótica.

¿Para qué sirve la energía solar?

Utilidad

Actualmente cerca de un 2% de la energía que se produce en el mundo es a través de energía solar. En el caso de España, es porcentaje se eleva hasta llegar al 11%. La utilidad de este tipo de energía radica en su expansión e implementación en los diferentes países del mundo, sustituyendo a las actuales fuentes de energía; combustibles fósiles.

Paneles solares

La energía fotovoltaica crece a gran escala y se muestra imparable, con su implementación en grandes estructuras, como aeropuertos y ciudades. Además, las fotovoltaicas se pueden instalar en espacios reservados para la comunidad, una tendencia que se extiende por los países europeos. De este modo se pueden cubrir demandas de energía grupales gracias a un conjunto de placas instaladas de forma uniforme.

¿Qué ventajas tiene la energía solar?

Ventajas

Las ventajas de la energía solar vienen dadas por su propia naturaleza. Ante todo es una energía renovable, por lo que su principal ventaja respecto a otras fuentes de energía es la de ser infinita y no dañar nuestro entorno. A su vez, es una energía que se puede recopilar desde numerosos puntos de un territorio, con una gestión que puede ser puramente local; evitando así el transporte de fuentes de energía y los problemas que esto conlleva.

Por otro lado, es una energía que permite obtener cierta autonomía, ya que las personas pueden comprar e instalar placas solares y disponer de energía propia. A su vez, esto provoca que baje la demanda energética y reduce los costes, convirtiendo a la energía solar en una energía renovable que es también una inversión económica a largo plazo con un retorno medible.

Seguro conoces a alguien que lo pueda disfrutar. Compartiéndolo nos ayudas a generar más como esto :)