Qué es domótica, cómo funciona y sus ventajas

Qué es domótica, cómo funciona y sus ventajas

Publicado : 30/01/2020 - Categorías : General

Nos aproximamos a la domótica para comprender su naturaleza, el motivo de su existencia y su funcionamiento. Es probable, que hayas escuchado últimamente este término, muy ligado a los avances de la tecnología y al modo en el que se imagina un futuro ya no tan lejano.

La domótica ya está en nuestro entorno y forma parte de nuestras vidas; todo apunta a que eso es solo el principio. La llegada de esta tecnología, gracias a los smart phones o al auge de internet y las Tecnologías de la Información y la comunicación (TIC), viene acompañada por una revolución en el hogar, que analizamos y comprendemos a continuación.

 

¿Qué es la domótica?

Definición

Podemos definir la domótica como una casa autónoma, aunque también se vincula al concepto de Smart Home; casa inteligente. En este sentido la domótica es todo sistema que permita automatizar un entorno. Es la tecnología adaptada a nuestras necesidades, integrada en el diseño de un espacio que compartimos o en el que estamos.

Control Remoto DomóticaLa domótica se compone de plataformas digitales, totalmente personalizables, que se construyen para controlar un sistema; adaptado a los usuarios que lo utilizan. Por este motivo el término Smart Home es tan popular, ya que la domótica permite que un hogar sea controlable a través de las tecnologías que se instalan. Imaginar un futuro en el que puedas controlar todo lo que ocurre en tu hogar ya no es ciencia ficción.

Esta vivienda o hogar inteligente se controla con comodidad y con un acceso inmediato e ininterrumpido; puedes acceder desde tu smartphone en cualquier momento y desde cualquier lugar, ya que solo necesitas la instalación y conexión a la red. Tan importante es el crecimiento de la domótica que el diseño de esta tecnología se tiene ya en cuenta para la construcción de viviendas, así como para las reformas o el diseño de los interiores.

Los sistemas de domótica, a su vez, se diferencian dependiendo de su sistema y de la accesibilidad. En cuanto al sistema, este suele ser centralizado y existe un controlador que recibe todas las informaciones y las procesa para actuar en consecuencia; una información, un cúmulo de datos, que llega gracias a sensores. Respecto a la accesibilidad, la domótica tiene la intención de ser remota para ayudar a la autonomía, pero también se basa en el llamado diseño para todos. Este concepto trata de favorecer un diseño que sea accesible para todos los humanos, sin importar su edad, a la vez que asegura control, vigilancia o comunicaciones de alarma y riesgo.

 

¿Quién inventó la domótica?

Historia

El invento de la domótica se atribuye a J. S. Spira, un inventor y empresario de los Estados Unidos que falleció en 2015. El motivo de esta atribución radica en el invento de un interruptor que permitía atenuar la luz, así como a la investigación y desarrollo de controladores de iluminación. Más adelante, también lograría fabricar sistemas motorizados para persianas, puertas y ventanas, así como sistemas de control de temperatura.

Todo esto ocurría en las décadas de los 50 y 60 y giraban entorno a los sueños de Spira; llevar los avances al entorno doméstico. Pero sería en la década de los 80 cuando la domótica empezó a crecer a gran escala, gracias a la integración de electricidad y electrónica. En ese momento, ayudado por el auge de la informática, la domótica logró mejorar la eficiencia energética y redujo los consumos, integrando también los diversos sistemas de una vivienda. Más adelante y con la llegada de las TIC, la comprensión de la domótica aumentó, así como la oferta de servicios; protocolos inalámbricos, sistemas de desarrollo, sensores y detectores de humo o alarmas.

 

¿Para qué sirve la domótica?

Ventajas

Analizamos los usos de la domótica teniendo en cuenta su desarrollo y la creciente demanda. La domótica ha evolucionado a pasos agigantados desde los años 80, permitiendo que cualquier persona pueda convertir su hogar en un Smart Home con una instalación automatizada. Todo ello permite recopilar datos, aumentar la seguridad o ahorrar, entre otras ventajas.

Su aplicación es difícil de comprender hoy en día sin la existencia de paneles de control centralizados, desde los que se pueden controlar todos los aspectos del hogar y tener acceso a todos los dispositivos conectados. También es difícil comprender el acceso a la domótica sin el uso masivo de smartphones, tablets u ordenadores, que permiten un control remoto sin precedentes históricos.

Ventajas Sistema DomóticaGracias a todo ello puedes ordenar a tu Smart Home una tarea concreta aún sin estar en la vivienda; ejemplo de ello puede ser climatizar, limpiar o bajar las persianas. Una comunicación bidireccional entre usuario y sistema que aumenta la seguridad y el confort, y que es especialmente útil en caso de discapacidades o personas con una situación vulnerable. Esta capacidad aumenta con la llegada de los asistentes virtuales.

Las principales aplicaciones o usos de la domótica se clasifican en varios ámbitos que describimos a continuación. La accesibilidad, como ya hemos comentado, es fundamental para que todas las personas se puedan favorecer el uso de los sistemas de domótica, gracias a un diseño y lenguaje intuitivo y fácil de comprender por todos. En este sentido la domótica trata de favorecer a la inclusión social con un diseño y contenido accesible para cualquier persona, independientemente de su diversidad de ideas o culturas. También es especialmente útil para potenciar la seguridad, gracias al sistema de sensores y a las alarmas que se instalan en el hogar; detección de intrusos, por ejemplo. A su vez se aumenta la seguridad por los propios problemas de un hogar, con detección de fugas de gas, agua o calor.

Las casas inteligentes tienen también mucho que ver con la comodidad, con el confort de las personas. Desde el propio control del sistema, a distancia y sin horario, hasta las ventajas que supone alrededor del gasto en electricidad; apagado y encendido de luces, regulación de la intensidad dependiendo de la luminosidad exterior. Y todo ello lleva a la que quizás sea la principal virtud de la domótica, el que puede justificar su uso y su auge; el ahorro. La domótica permite gestionar eficientemente los recursos, adaptándose a los diversos aparatos y ayudando a reducir los consumos innecesarios. Es por ello que destaca en climatización, con termostatos programables, o en todo lo que se relaciona con la gestión eléctrica; persianas, toldos, desconexión de aparatos o conexión en función de la tarifa contratada.

¿Cómo será la domótica?

Futuro

Domótica Presente y FuturoEl futuro de la domótica pasa por la mejora del coste de los sistemas, así como de su propia evolución. En todo caso, hoy en día ya es posible controlar la iluminación, el clima del hogar o aumentar la seguridad; también habilitar un sistema que se encargue del entretenimiento y sea capaz de reproducir música de forma autónoma. Pero la domótica también nos permite controlar los productos que tenemos en la nevera, la ropa que necesitamos o el tipo de seguridad que queremos.

Es por ello que el futuro de la domótica se imagina con una Smart Home totalmente integrada, a la que podamos acceder siempre y sin problemas y que nos permita tener un control automatizado de todos los aspectos del hogar. Gracias a una nevera que detecte la falta de productos y, automáticamente, realice pedidos, o la instalación de sistemas de seguridad eficientes que aúnen esquemas de comportamiento y estrategias contra los robos. De algún modo, la casa inteligente del futuro se integra en una ciudad sostenible y eficiente y basa sus decisiones en nuestras propias necesidades (comportamientos).

Seguro conoces a alguien que lo pueda disfrutar. Compartiéndolo nos ayudas a generar más como esto :)